«Cuando era niño, y conocí el estadio Azteca, me quedé duro, me aplastó ver al gigante. De grande me volvió a pasar lo mismo»

Andrés Calamaro
Share: