Con la calculadora en la mano

21 de junio de 1987 el Celta de Vigo está a solo unos puntos de regresar a la máxima categoría. Hoy os traemos uno de los capítulos más negros en la historia de máxima rivalidad del fútbol gallego.

Aquel día el Deportivo de La Coruña, ya sin posibilidades de ascenso, se presentó en el destierro de Lugo por el cierre de Riazor, con un once plagado de suplentes para su partido ante el CD Castellón. El objetivo era perder buscando una complicada carambola que evitase el ascenso directo de sus vecinos celestes.

El coliseo blanquiazul había sido clausurado por una bochornosa batalla campal durante el derbi gallego que se saldó con 17 heridos apenas unas semanas atrás y que marcó un antes y un después en esta tensa rivalidad.

Uno de los enfrentamientos entre Deportivo y Celta en la temporada 1986-1987 - Odio Eterno Al Fútbol Moderno
Uno de los enfrentamientos entre Deportivo y Celta en la temporada 1986-1987 (Fuente: www.lavozdegalicia.es)

Cargados de rencor

El Celta dependía de sí mismo para lograr el ascenso. Se podía permitir incluso perder por la mínima en su visita al Sestao, el otro equipo en la pugna por la primera plaza.

Por el contrario si los verdinegros vencían a los celestes por más de un gol y el Dépor doblegaba al Castellón, el triple empate daría el ascenso al Celta. Algo que los blanquiazules no estaban dispuestos a permitir.

La entidad herculina dejó en casa a todos los titulares, incluido Vicente Celeiro, máximo realizador del equipo aquella campaña con 22 goles. En aquella última jornada se estrenaron jugador que aún no habían debutado en la temporada y como era de esperar el Castellón se llevó la victoria en el Anxo Carro, 0-2.

 

Su parte para fastidiar al eterno rival estaba hecho. Lo demás no dependía de ellos. Su gozo en un pozo, porque al mismo tiempo el Celta igualó sin goles en Sestao firmando su regreso a Primera División, la “jugarreta” de sus vecinos no pudo aguarles la fiesta.

Es la cara más amarga de la rivalidad, que a veces hace ir a la gente en contra de los valores del deporte en nuestro bien amado fútbol. En los siguientes derbis se vio a pocos aficionados del equipo rival en campo visitante, por suerte poco a poco imperó la cordura y las aguas volvieron a su cauce.

Celta de Vigo en 1987 - Odio Eterno Al Fútbol Moderno
Celta de Vigo en 1987 (Fuente: clubsoffoorball.blogspot.com)

Entradas recientes

Categorías

Facebook

El día que Di Stéfano obligó a la Juventus a cambiarse de equipación.odioeternoalfutbolmoderno.es/camiseta-negra-real-madrid-juventus ... Ver másVer menos
View on Facebook
Duncan Edwards un icono del fútbol inglés, cuya carrera fue truncada por la fatalidad. De él decían que era el mejor jugador inglés de todos los tiempos.odioeternoalfutbolmoderno.es/nunca-me-llames-asi ... Ver másVer menos
View on Facebook
La selección "clandestina".odioeternoalfutbolmoderno.es/debut-seleccion-espanola-femenina-de-futbol ... Ver másVer menos
View on Facebook
El gol imposible de Roberto Carlos.odioeternoalfutbolmoderno.es/gol-de-roberto-carlos-al-tenerife ... Ver másVer menos
View on Facebook
Argentinos Juniors vs Quilmes de 1977, el partido "partido".odioeternoalfutbolmoderno.es/argentinos-juniors-quilmes-metropolitano-1977 ... Ver másVer menos
View on Facebook
Así nació la Premier League.odioeternoalfutbolmoderno.es/nacimiento-de-la-premier-league ... Ver másVer menos
View on Facebook

Compartir:

Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *