Cromo de Predrag Spasic - Odio Eterno Al Fútbol Moderno


  • Nombre: Predrag Spasic
  • Nacionalidad: Serbio
  • Posición: Defensa
  • Años en activo: 12
  • Palmarés como jugador:  FK Partizán de Belgrado 1 Copa de Yugoslavia (1990); Real Madrid 1 Supercopa de España (1991)
  • Distinciones individuales:

Predrag Spasic llegó al Real Madrid en la temporada 1990-1991 tras ser uno de los mejores zagueros de la Liga de Yugoslavia y destacar con su selección en la Copa del Mundo de 1990.

Hay quien dice que un central debe ser feo y tener aspecto de rudo. En este sentido Predrag Spasic reunía los requisitos para ocupar dicha posición en el campo.

Formado en el equipo de su ciudad natal, FK Radnicki Kragujevac, tras cuatro años en el primer equipo fue fichado por uno de los clubes más potentes de su país, FK Partizán de Belgrado, con los que ganó la Copa de Yugoslavia antes de poner rumbo a la “Casa Blanca”.

La pesadilla del “Agente” Spasic

Cuenta que el por entonces presidente del Real Madrid, Ramón Mendoza, estaba negociando la contratación del zaguero del Nottingham Forest Des Walker.

Tampoco lograron la contratación del rumano Gheorghe Popescu, que años más tarde llegó a la Liga española para jugar en el centro de la zaga culé.

Después de estos dos intentos frustrados y, bajo  recomendación de Di Stéfano terminaron fichando a Spasic, que literalmente secó a Emilio Butragueño en el encuentro entre Yugoslavia y España del Mundial ’90.

La directiva merengue pagó alrededor de 200 millones de las antiguas pesetas por el que a día de hoy sigue siendo uno de los peores fichajes en la historia del equipo blanco.

Además de su característico aspecto físico, lo que más recuerdan de Spasic en Chamartín es el gol que se marcó en propia puerta en el Camp Nou para dar la victoria al eterno rival en enero de 1991.

 

El apodo de “Agente Spasic” se lo puso el diario Marca. Un juego de palabras haciendo referencia a su aspecto siniestro, más propio de un agente del KGB que de futbolista.

En España no mostró ninguna de las virtudes que le habían caracterizado hasta ese momento.

Tras esa mala temporada recaló en las filas de CA Osasuna, donde permaneció durante tres años, recuperando en cierta medida su nivel anterior.

Durante su última temporada con los “Rojillos” descendieron firmando una de las peores campañas de su historia y Spasic recaló en las filas del Atlético de Marbella.

Después de una temporada prácticamente sin jugar, Spasic regresó a su país para retirarse en su ciudad natal con apenas 31 años.

Share: