El centenario vuelo del murciélago

A comienzos del siglo XX llegó a la capital del Turia un nuevo deporte, el fútbol.

Los exportadores de cítricos y los marineros británicos que jugaban a la pelota en su tiempo libre en el pueblo despertaron la curiosidad de los levantinos por el balompié.

Comenzaron a proliferar los equipos amateur, hasta que un 18 de marzo de 1919 un grupo de aficionados fundó el Valencia CF. A finales de ese año el equipo se construyó su primera casa, el Camp d’Algiros.

En 1923 ganan el campeonato regional que les da acceso a la Copa de España por primera vez en su historia. Pese a caer frente al Sporting de Gijón, la afición por el Valencia no paraba de crecer.

Los dirigentes decidieron cambiar el lugar de los encuentros y así nació Mestalla. Un estadio que debe su nombre a la acequia que allí estaba ubicada antes de su construcción.

El Valencia CF cumple 100 años

El Valencia CF cumple 100 años (Fuente: www.valenciacf.com)

Se inauguró un 20 de mayo de 1923 con un derbi valenciano, en el que se impuso el Levante por 1 a 0, ante 17.000 espectadores. El resultado era lo de menos. Unos de los grandes de nuestro fútbol ya estaba en marcha.

En 1929 se disputó la primera Liga, pero para poder acceder a ella el Valencia tenía que jugar una fase de clasificación, en la que quedó apeado en los cuartos de final por el Racing de Santander.

Esto relegó a la segunda categoría a los valencianistas durante las tres primeras temporadas. En la 30-31 lograron el anhelado ascenso a Primera División.

Tras la Guerra Civil muchos jugadores se marcharon y hubo una reestructuración completa del club. Aquí aparece la figura de Luis Casanova, que fue presidente durante 19 años, y, con él una década gloriosa en la que consiguieron tres Ligas y dos Copas.

Camp d’Algiros fue la primera casa del Valencia CF

Camp d’Algiros fue la primera casa del Valencia CF (Fuente: eldesmarque.com)

La época dorada

La “delantera eléctrica” formada por Epi, Asensi, Gorostiza, Amadeo y Mundo (máximo goleador de la historia del club) dieron muchas alegrías a la parroquia valencianista.

Empezando en 1941 con la conquista de su primera Copa del Generalísimo, derrotando 3-1 en la final al Espanyol. Apenas un año después alzaron su primer título de Liga.

Hicieron una temporada genial sacando 7 puntos al segundo clasificado, el Real Madrid. Mestalla fue un auténtico fortín del que los rivales salían goleados y del que solo salió victorioso el Atlético Aviación.

Además Mundo consiguió el primero de sus dos trofeos Pichichi. El jugador vasco pasó 11 años en Mestalla y aún sigue siendo el máximo goleador che con 269 tantos en 287 partidos.

La delantera eléctrica es una de las más recordadas en la historia del Valencia CF

La delantera eléctrica es una de las más recordadas en la historia del Valencia CF (Fuente: hoyunclick.es)

Tras una temporada aciaga en 1944 los che regresaron con fuerza para hacerse con su segundo título. Un torneo que lideraron de principio a fin, y, en el que Mundo obtuvo su segundo Pichichi al marcar 28 goles.

Pero esta gloriosa década valencianista tuvo un lunar y bastante grande. La conocida como “maldición de Montjuic”, donde perdieron tres finales de Copa consecutivas.

Las dos primeras ante el Athletic, 2-0 y 3-2 respectivamente. En 1946 cayeron ante el Real Madrid por 3 tantos a 1.

Cerraron la década prodigiosa con su tercera Liga (1947), que llegó con mucho más sufrimiento que las anteriores.

La temporada comenzó con muy malos resultados, incluso llegaron a coquetear con el descenso. El equipo fue remontando y a la última jornada tres equipos tenían opciones de alzarse con el título, Athletic, Atlético de Madrid y Valencia.

El Atleti perdió con el Madrid. El Athletic empató a 3 en La Coruña y los valencianistas golearon 6 a 0 al Sporting de Gijón. El gol average particular les dio el campeonato tras empatar a puntos con los bilbaínos.

El Valencia CF conquistó la Liga de 1947 "in extremis"

El Valencia CF conquistó la Liga de 1947 «in extremis» (Fuente: www.marca.com)

El coloso de Sueca

En aquella plantilla ya jugaba un jovencísimo Antonio Puchades, que para los más mayores del lugar sigue siendo el mejor jugador de la historia del Valencia.

El cambio generacional estaba en marcha, y, entre medias conquistaron una nueva Copa, la de 1949. Un solitario gol de Epi les dio la victoria ante el Athletic en el Estadio de Chamartin.

Puchades y Seguí fueron los estandartes valencianistas durante esta década aciaga en títulos. La llegada de jugadores extranjeros a la Liga como Di Stéfano o Kubala subió la competitividad de los dos grandes colosos de la Liga.

Sólo pudieron conquistar la Copa de 1954 en la que golearon 3 a 0 al Barcelona en la final. Sería el último título bajo la presidencia de Luis Casanova, y, la venganza de la final perdida frente a los culés dos años antes.

Puchades jugó 400 partidos con el equipo de sus amores, logrando 50 tantos y la internacionalidad con España. Formó parte de aquel grupo de jugadores que obtuvieron el cuarto puesto en el Mundial de 1950 en Brasil.

Puchades es para muchos aficionados el mejor jugador de la historia del Valencia CF

Puchades es para muchos aficionados el mejor jugador de la historia del Valencia CF (Fuente: cadenaser.com)

El murciélago vuela por Europa

La década de los 60 comenzó con una tragedia. Uno de sus delanteros estrella, el brasileño Walter Marciano, que llevaba en la plantilla desde 1957, falleció en un trágico accidente de tráfico.

El club necesitaba un impulso. Ese mismo año accedió a la presidencia Julio de Miguel que hizo un fichaje de relumbrón, el delantero brasileño Waldo Machado (segundo máximo goleador de la historia valencianista).

El mandatario además consiguió que invitasen a los che a la Copa de Ferias, un trofeo al que sólo se accedía por invitación, independientemente de la clasificación liguera. Así regresó el Valencia CF a los éxitos deportivos.

El equipo llegó a tres finales consecutivas (62, 63 y 64), conquistando dos títulos. El primero de ellos en una antológica final en la que endosaron un 6-2 al Barcelona, con hat-trick de Vicente Guillot.

 

El partido de vuelta en el Camp Nou fue un mero trámite que se saldó con empate a 1. Apenas nueve meses después alcanzaron de nuevo la gloria. En la ida de semifinales la Roma tomó ventaja, que fue volteada por los che en Mestalla con un contundente 3-0.

En la final, de nuevo a doble partido, doblegaron al Dinamo de Zagreb tanto en la ida 2-1, como en la vuelta 2-0.

En la 63-64 los che llegaron a su tercera final consecutiva, pero esta vez sucumbieron ante “Los Magníficos” del Real Zaragoza.

Comenzó un nuevo relevo generacional, dando entrada a canteranos como Pepe Claramunt y Juan Cruz Sol.

Bajo la tutela de la leyenda Mundo y con un incombustible Waldo en la delantera consiguieron su cuarta Copa, derrotando en la final al Athletic, rey de Copas por entonces.

El Valencia conquistó dos Copa de Ferias consecutivas

El Valencia conquistó dos Copa de Ferias consecutivas (Fuente: valencianews.es)

De Don Alfredo al Matador 

La Saeta Rubia entrenó en tres etapas a los che. Su periplo comenzó perdiendo la final de Copa de 1970 frente a su “querido” Real Madrid en el Camp Nou.

De nuevo, al igual que en la década de los 40, los valencianistas encadenaron tres derrotas en la final de Copa. En 1971 el verdugo fue el Barcelona y un año más tarde el Atlético de Madrid.

El Valencia CF es el único equipo español que puede “presumir” de haber perdido tres finales coperas seguidas, y, encima en dos ocasiones.

La Liga regresó a Mestalla 24 años después. En la temporada 70-71 y con un final no apto para cardíacos.

Di Stéfano dirigió al Valencia CF en tres etapas

Di Stéfano dirigió al Valencia CF en tres etapas (Fuente: cadenaser.com)

Los valencianistas llegaban líderes a la última jornada, con una ventaja de 2 puntos frente al Barcelona y 1 con el Atlético de Madrid, que se enfrentaban entre sí.

Cayeron por la mínima en Sarriá, pero el empate entre culés y colchoneros les otorgó su cuarto campeonato. Un año después y con una mejor plantilla, el Real Madrid les privó del título

De la mano de Di Stéfano en 1976 llegó a Mestalla uno de los mejores delanteros de la historia, Mario Alberto Kempes, el “Matador”.

Kempes, el "Matador", un ídolo de la afición che

Kempes, el «Matador», un ídolo de la afición che (Fuente: www.valenciacf.com)

El argentino conquistó dos Pichichis consecutivos y la Bota de Oro de 1978, el mismo año en el que consiguió el primer Mundial para la albiceleste.

Sin Don Alfredo en el banquillo, que regresaría en 1980, el Valencia CF logró su quinta Copa, con doblete de Kempes en la final frente al Madrid.

1980 fue el retorno del murciélago al trono europeo. Los che alzaron la Recopa al cielo de Bruselas tras un tenso partido en el que empataron a 0 con el Arsenal.

El título lo decidió una tanda de penaltis en el “Matador” comenzó fallando su lanzamiento. Unos meses más tarde derrotaron en la final de la Supercopa de Europa al sorprendente Nottingham Forest de Brian Clough.

 

El Valencia CF se asoma al abismo

La década de los 80 comenzó con un título europeo, pero al éxito le siguieron años de penurias económicas y discretos resultados deportivos.

En la 82-83 hasta tres entrenadores pasaron por el banquillo valencianista. El equipo necesitaba ganar en la última jornada al Real Madrid y que Celta y Las Palmas no ganasen. La carambola se dio y eludieron el descenso.

Las siguientes campañas el equipo deambulaba sin pena ni gloria por los campos de España y los jugadores no cobraban sus fichas. Estaban abocados al desastre.

El equipo lo dirigía el argentino Valdez, que fue sustituido a falta de 12 partidos por su compatriota Di Stéfano. Ni siquiera él pudo evitar el descenso, pero se comprometió a devolver al equipo a su sitio.

El Valencia CF descendió a Segunda en la 85-86

El Valencia CF descendió a Segunda en la 85-86 (Fuente: www.deportevalenciano.com)

Sólo pasaron un año en Segunda División. A veces una desgracia te hace resurgir, y, esto fue lo que sucedió. El Valencia CF se recuperó económica y deportivamente para regresar a su lugar entre los grandes de España.

Al club llegaron canteranos como Giner, Voro, Quique y Fernando, el jugador que más partidos ha jugado con la elástica valencianista.

Se consolidaron en los puestos de arriba en la Liga con alguna que otra participación en la Copa de la UEFA.

A comienzos de los 90 la figura del equipo era el montenegrino Pedrag Mijatovic que salió rumbo a Madrid en 1996, iniciando una profunda enemistad entre ambos equipos desde entonces.

Mijatovic era el ídolo valencianista a comienzos de los 90

Mijatovic era el ídolo valencianista a comienzos de los 90 (Fuente: www.superdeporte.es)

A mediados de la década fue elegido Paco Roig como presidente. Llegaron los fichajes de relumbrón y el Valencia CF regresó a la senda del triunfo.

En 1996 alcanzaron la final de Copa, aquella del diluvio en el Bernabéu que decantó Alfredo Santaelena para el Súper Dépor.

La llegada de Claudio Ranieri metió al equipo por primera vez en su historia en la Liga de Campeones, con aquel equipo en el que jugaban el “Piojo” López, Mendieta, Farinós, Cañizares entre otros

Tras eliminar a Barcelona y Real Madrid en cuartos y semifinales respectivamente, se plantaron en la final, donde vencieron por 3 a 0 al Atleti, con doblete del “Piojo” y un golazo extraordinario de Mendieta. El gran Valencia CF había regresado.

 

Con la miel en los labios 

Unos meses después levantaron la única Supercopa de España que figura en su palmarés ante el Barcelona. Ranieri se había comprometido con el Atleti y le sustituyó Héctor Cúper, que había hecho un gran papel en el Mallorca.

Quedaron terceros en Liga y dieron la gran campanada en Europa. Se plantaron en la final de París cuajando un torneo excepcional el año de su debut.

Dejaron en el camino a Lazio y Barcelona en cuartos y semis. Sólo les pudo frenar el Real Madrid en una final en la que se les vio agarrotados y no pudieron desplegar el juego que les había caracterizado.

El Real Madrid no dio opción al Valencia CF en la final de Champions

El Real Madrid no dio opción al Valencia CF en la final de Champions (Fuente: www.eurosport.es)

Doce meses después, esta vez en San Siro, el Valencia CF estaba ante una nueva oportunidad de conquistar la “orejona”. La tuvieron muy cerca, pero no pudo ser.

En ambas fases de grupos sólo les pudo superar (por la mínima) el Olympiakos. En cuartos se impusieron al Arsenal y en semifinales golearon al Leeds United.

Todo estaba encaminado a una nueva final española, pero se interpuso el Bayern de Múnich. Nada más comenzar el partido Mendieta adelantó a los suyos desde el punto de penalti.

“Cañete” paró una pena máxima en la primera parte. El asedio del Bayern era constante, hasta que en el ’50 Effenberg puso la igualada desde los once metros.

El partido fue a la prórroga y después a los penaltis. Una tanda en la que Pellegrino falló el lanzamiento final dejando de nuevo con la miel en los labios a los valencianistas.

La gloria les fue negada a los che de nuevo en 2001

La gloria les fue negada a los che de nuevo en 2001 (Fuente: twitter.com)

El último gran Valencia

Jaime Ortí accedió a la presidencia y hubo una reestructuración del equipo. Se marcharon pesos pesados como Mendieta, Claudio López, Farinós, Gerard López o Deschamps y llegaron otros como Rufete, Mista, Marchena o Vicente.

En la dirección técnica se apostó por un técnico con escaso bagaje en Primera División, Rafa Benítez. Él creía en el potencial del equipo, pero los resultados no terminaban de llegar.

Comenzaron la Liga derrotando al Real Madrid en Mestalla, pero en el ecuador de la temporada no estaban donde querían. Benítez estaba sentenciado, su equipo caía 2-0 en Montjuic en la primera parte y la directiva iba a destituirle.

Toda la suerte que les había faltado en partidos anteriores la tuvieron en aquella segunda parte. Remontaron ese partido y fue un punto de inflexión. Poco a poco se fueron creyendo que podía lograr la gesta y así fue.

Una soleada tarde de mayo Ayala y Fabio Aurelio marcaron ante el Málaga los tantos que devolvían el título de Liga a Mestalla 31 años después.

Cañizares por fin pudo levantar un título con el Valencia CF

Cañizares por fin pudo levantar un título con el Valencia CF (Fuente: www.rfef.es)

Esto no había hecho más que empezar. Bien es cierto que la temporada siguiente el equipo se relajó y no dieron el nivel esperado. Terminaron quintos a 18 puntos de la cabeza.

Benítez volvió a insuflarles el coraje y la competitividad en un equipo repleto de talento. A falta de dos jornadas consiguieron el alirón liguero, derrotando al Sevilla en su campo.

Esto les daba 10 días completos para preparar la final de la Copa de la UEFA ante el Olympique de Marsella. El partido se puso rápido de cara con la expulsión de Barthez.

Vicente  y Mista  hicieron los tantos para darle al Valencia CF un doblete histórico. Una magnífica temporada que rubricaron, ya con Benítez fuera del equipo, derrotando 2 a 1 al Oporto en la Supercopa de Europa.

 

Recuperando el espíritu che

El equipo che, que debe su sobrenombre a una expresión muy arraigada en el pueblo valenciano, pasó una pequeña travesía por el desierto tras su década prodigiosa.

Tuvo grandes jugadores como los Villa, Mata, Silva, Angulo, Joaquín… etc. Pero el ansia de títulos de la afición valencianista no se saciaba temporada tras temporada.

2008 fue un año desastroso en líneas generales para el equipo de la capital de Turia. Pasaron hasta 4 entrenadores por el banquillo. El equipo terminó décimo a más de 30 puntos del campeón.

Las disputas entre jugadores y afición con el entrenador Ronald Koeman fueron constantes, pero el equipo encontró en la Copa del Rey la tabla de salvación.

El Valencia CF conquistó su último título hasta la fecha en 2008

El Valencia CF conquistó su último título hasta la fecha en 2008 (Fuente: www.deportevalenciano.com)

Tras apear a Betis, Atlético de Madrid y Barcelona, el Getafe les esperaba en la final del Vicente Calderón. El sorprendente equipo madrileño era favorito para alzar el título, pero de nuevo surgió el coraje che.

Mata, Alexis y Morientes pusieron la rúbrica a la séptima Copa, contrarrestando el tanto de Granero desde el punto de penalti. Este es hasta la fecha la última conquista del Valencia CF.

Esta es la historia hasta el momento de un equipo centenario que busca volver a su estatus entre los grandes de España firmando una temporada que puede ser histórica para ellos, ya que, vuelven a optar a la conquista de dos títulos.